IMPULSAN UNA LEY PARA QUE ALUMNOS Y PADRES EVALUEN A DOCENTES EN LA PROVINCIA

En la legislatura

La Legislatura provincial debate en comisión una propuesta kirchnerista para que los profesores sean calificados no sólo por sus estudiantes, sino también por colegas, directivos y padres. Mientras los colegios primarios bonaerenses se preparan para implementar el mes que viene un boletín sin aplazos, en la Cámara de Senadores provincial empieza a tomar forma otro debate educativo que promete traer cola: un proyecto para que los docentes de nivel secundario sean evaluados cada cuatro años por alumnos, padres, colegas y directivos de sus escuelas. La idea es que el desempeño de cada profesor reciba una calificación por su trabajo. Dentro de ese informe, la opinión de los alumnos tendrá un peso equivalente al 11% del total de la nota. A eso deberá sumarse la opinión no sólo de sus colegas, superiores y padres de los alumnos, sino incluso una “autoevaluación” del propio trabajador. “Si un chico de 16 años puede elegir presidente, también está en condiciones de decir si le gusta o no su profesor y por qué”, explicaron al diario Clarín fuentes cercanas a la elaboración del proyecto. Como cada vez que se reflota la posibilidad de que los docentes sean evaluados, los sindicatos expresaron su malestar. “Siguen con los cambios y van camino a destruir la educación pública”, señaló el titular de Udocba, el moyanista Miguel Díaz. Suteba, la organización más grande de la provincia, pidió “algo de tiempo para analizar en detalle” el texto. “Se pretende sumar el concepto de evaluación participativa y democrática como un engranaje en la construcción de la nueva escuela. Son innovaciones para una escuela acorde a los tiempos que corren”, señaló el senador Oliva. El examen pensado para que los alumnos evalúen a sus docentes fue ideado como un “trámite sencillo” de no más de media hora, en el que el estudiante deberá calificar el desempeño de su profesor con una nota acompañada de una justificación. Se aplicará sólo en los casos en que el educador haya estado al frente de más de dos tercios de la cursada. La propuesta es parte de una iniciativa más grande que prevé la creación de un Código Educativo para reestructurar todo el sistema escolar secundario. Además del sistema de evaluación a docentes, la reforma contempla también crear “bloques educativos” en los primeros dos años para dar una continuidad a las materias troncales determinando que sean dictadas por el mismo profesor en ambos períodos. El texto contempla además que en el último tramo de la escolarización del joven se permitan elaborar “trayectos alternativos” para que los adolescentes puedan cursar sólo las asignaturas que le sean útiles para una futura carrera universitaria o terciaria. Fuentes de la jefatura de Gabinete bonaerense aclararon a Clarín que se trata de una propuesta del Poder Legislativo con la que el gobierno de Daniel Scioli no tiene nada que ver. “No estamos impulsando cambios y tampoco hemos tenido acceso al proyecto del legislador”, explicaron. Habrá que esperar entonces al desarrollo del debate. Quienes quieran realizar aportes o críticas pueden hacerlo en el sitio web abierto para la discusión: www.codigoeducativo.org

Comentarios

  1. Adriana Merino dice:

    otro disparate de una educación “perdida”. Es como si los niños educaran a sus padres. Los adultos hemos perdido el rumbo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *