Más de 700 escuelas sin clases por paros e inspecciones frente a las malas condiciones edilicias

A gran parte de las escuelas de Moreno y General Rodríguez, se le suman varias del Conurbano y el interior de la provincia. “La bomba de tiempo que dejó Scioli y continúa Vidal, ha dejado como consecuencia la muerte de Sandra y de Rubén”, denunciaron desde Suteba.

A menos de una semana de la tragedia de la Escuela Primaria 49 de Moreno, en la cual una explosión por una pérdida de gas se cobró la vida de la vicedirectora Sandra Calamano y el auxiliar Rubén Rodríguez, gran parte de los establecimientos educativos de la provincia se encuentran de paro debido a las malas condiciones de infraestructura.

La bomba de tiempo que dejó Scioli y continúa Vidal, ya que en dos años de gobierno los problemas se agravaron,  ha dejado como consecuencia la muerte de Sandra y de Rubén  y la constatación de la situación de demolición en que se encuentran las escuelas.

Las escuelas que decidieron cerrar sus puertas hasta que se resuelvan problemas edilicios, como pérdidas de gas y peligro de derrumbes, abarcan el Conurbano y diferentes localidades del interior bonaerense.

En total, se trata de 786 escuelas en las cuales no se están dictando clases por paro de docentes o inspecciones realizadas por parte del gobierno de la Provincia de María Eugenia Vidal, a raíz de la tragedia de Moreno. "Dichos establecimientos cesaron sus actividades ya que se encuentran en riesgo edilicio por los problemas de Infraestructura que el Gobierno Provincial se empeña en desconocer, afectando a 393.000 alumnos, aproximadamente", informó SUTEBA.

Además se suman gran cantidad de escuelas de General Rodríguez, distrito que se encuentra en emergencia en este aspecto.

Sandra Calamano y Rubén Rodríguez de la escuela 49. 

Pese a la mala situación de muchos establecimientos, desde Suteba denuncian que se está “presionando a los docentes para que continúen dando clases”.

“La bomba de tiempo que dejó Scioli y continúa Vidal, ya que en dos años de gobierno los problemas se agravaron,  ha dejado como consecuencia la muerte de Sandra y de Rubén  y la constatación de la situación de demolición en que se encuentran las escuelas”, expresaron desde Suteba Multicolor Ensenada.

En el comunicado detallaron los problemas principales de muchas de estas escuelas, como “pérdidas de gas, conexiones eléctricas colapsadas o en pésimas condiciones, mampostería, techos y paredes con peligro de derrumbe”.

“Vidal tiene que ir a juicio político. Debe comparecer ya que sus funcionarios, como Sánchez Zinny han respondido ´que estaban trabajando´”, apuntaron, luego de las dos muertes que enlutaron a la comunidad educativa.

Este medio adelantó que el Consejo Escolar de Moreno había registrado de la pérdida de gas, dos meses antes de la explosión en la cual murieron Sandra y Rubén.

Además, un documento firmado entre la Escuela y el Consejo, detallaba que el gobierno de la Provincia era el encargado de garantizar la seguridad del buen funcionamiento de los servicios. Por ahora, no hay ni un solo imputado por lo sucedido en Moreno.

Fuente: Infocielo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *